COMO LIMPIAR LOS CEPILLOS Y PEINES

Los cepillos y peines son herramientas que utilizamos a diario como parte de nuestra higiene, pero se van ensuciando de polvo, restos de productos, caspa, obesidad, aceites naturales, células muertas…, por lo tanto, es imprescindible tener limpias éstas herramientas para un buen peinado y asimismo para evitar enfermedades contagiosas en caso de compartir peines y cepillos.

Los salones de peluquería, para la desinfección de los bártulos de trabajo, suelen utilizar esterilizadores con lámparas ultravioletas, pero si la pulcritud la hacemos cualquiera de nosotros en casa, te diré unos pasos a seguir:

  1. Lo primero es retirar los restos visibles, como pelos o restos de suciedad. Puedes hacerlo con los dedos, con ayuda de un peine o con un quitamanchas de cepillos:

Existen limpiadores de cepillos especiales para realizar éste paso y son súper efectivos, por ejemplo, el de Olivia Garden está realizado en nylon procedente de redes de pesca, antiestático, no guión los cepillos aumentando así su vida útil.

El que yo tengo es éste, de Avon, realizado con PP y hierro, mide tan sólo 8.8cm y os aseguro que funciona de maravilla.

2. Una vez retiradas todas las impurezas, debemos sumergir con agua y arrumaco. Puede hacerse con la mano, con ayuda de un guantelete o de un cepillo pequeño tipo cepillo de dientes. Introduce el cepillo o peine y déjalo desempeñarse durante una hora aproximadamente. Todavía se puede sumergir con vinagre y agua a partes iguales, en éste caso, no lo dejes desempeñarse más de 30 minutos para que ni las cerdas ni la saco se dañen. Si el cepillo es de madera, ten cuidado no se jugo para que no se estropee, para ello, colócalo boca debajo y que el agua sólo toque las cerdas y la liga.

3. No olvides enjuagar el cepillo y deja mustiarse al distinción expedito, asegúrate de que no le quede agua sobre todo por internamente donde se acumula en muchos modelos.

De ésta modo, tus cepillos y peines se mantendrán como nuevos durante mucho más tiempo y tu pelo te lo agradecerá.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *