Guerlain traslada el efecto de sus míticos Terracotta a una nueva base de maquillaje  

Pero sosegadas, que los Terracotta en polvo no desaparecerán, si bien ahora podremos seleccionar de qué forma lograr esa luminosidad que aportan al rostro: vamos a poder hacerlo, como siempre y en todo momento, aplicando los polvos o usando la nueva versión fluida Terracotta Le Teint.

¿Y de qué forma saber cuál seleccionar? Simple. Yo os cuento lo que tienen común y qué les diferencia a fin de que podáis elegir. Los dos comparten:

  • La acción “Bonne Mine”, o efecto “buena cara”. Al extender cualquiera de los dos provoca en la piel el efecto inmediato de haber pasado un día al aire libre.
  • La naturalidad. Los dos superan el noventa% de ingredientes de origen natural. En los polvos estos alcanzan el noventa y seis%  y en el nuevo producto el noventa y cinco%.
  • La luminosidad. La fórmula inteligente de la base de maquillaje atrapa la luz en las zonas sobresalientes del semblante (pómulos, mentón, puente de la nariz…) logrando exactamente el mismo efecto que se consigue a base de estrategia con los polvos.
  • El aceite de argán. Un ingrediente simbólico de la línea Terracotta que garantiza el confort y conserva la hidratación de la piel a lo largo de veinticuatro horas.
  • Su exterior. El envase está inspirado en los códigos simbólicos de las polveras Terracotta. Su tapón cobrizo, realzado por un fino anillo dorado, lleva la doble G de Guerlain y el frasco de vidrio transparente, tenuemente esmerilado y con líneas redondeadas, evoca la ligereza de los polvos Terracotta.

En cuanto a las diferencias, son substancialmente tres: la textura, la duración y el número de tonos. En lo que se refiere a la textura, evidentemente es absolutamente diferente ya que esa es exactamente la novedad. Es líquida, de acabado “piel desnuda”, absolutamente ligera y su cobertura es modublable, de media a alta.  Su fórmula “no transfer” garantiza un aspecto saludable y brillante a lo largo de todo el día y se presenta en treinta tonos, dieciseis niveles de intensidad y tres tonalidades (neutra, rosada y dorada) para amoldarse a todos y cada uno de los géneros de pieles.

En resumen, el nuevo Terracotta Le Teint de Guerlain combina la ligereza y la iluminación de una textura en polvo, con la perfección de un fondo de maquillaje. Su precio: cincuenta y seis€

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *